CU√ĀNDO DEBEMOS DETENER EL BARCO TODO LO POSIBLE

CU√ĀNDO DEBEMOS DETENER EL BARCO TODO LO POSIBLE
Valora este artículo para mejorar la calidad de la web.

Los t√©rminos ponerse a la capa o al pairo, suenan a terribles tormentas donde vuelan las vacas, cruces oce√°nicos con fuerza 7 y t√©cnicas que tiene mas que ver con el incunable de Adlar Coles ¬ęNavegaci√≥n con mal tiempo¬Ľ que a maniobras de cualquier salida a navegar de fin de semana.

Como aquella vez que sali√≥ con An√≠bal, su cu√Īado, en su primera salida al mar y estaba aterrorizado.

Cuando necesitamos ralentizar en velero

Normalmente, si queremos hacer tiempo antes de una regata podemos ¬ępairear¬Ľ para detener el barco, ver la salida de la serie de los barcos grandes y ver cu√°l es el lugar favorecido o simplemente hacer pis de forma m√°s c√≥moda que cuando el barco navega a siete nudos recorriendo la l√≠nea.

Durante d√©cadas nos pusimos al pairo parar tomar rizos, una maniobra que llevaba su tiempo en la √©poca de las velas de algod√≥n, las botavaras interminables y donde no romper nada era la prioridad. B√°sicamente ¬ępairear¬Ľ es detener el barco todo lo posible.

Acuartelando el génova

Se logra acuartelando el foque, caz√°ndolo a barlovento, filando escota de mayor hasta encontrar un equilibrio y trincando la ca√Īa a sotavento.

No se logra apretando ¬ęenter¬Ľ, hay que experimentar la mejor posici√≥n de estas variables que dependen del tipo de barco y su plano lateral.

En barcos con génova enrollable es preferible enrollar un poco para evitar la agresión de las crucetas y también porque su superficie estará en relación con la intensidad del viento.

Como cazar el génova a barlovento es un tanto complicado, lo más fácil es virar por avante sin filar la escota, el foque queda cazado por la escota de barlovento y ya estamos al pairo.

M√°gicamente el barco se detiene, no escora, no cabecea, no hay ruido, a nuestro cu√Īado An√≠bal le vuelve el color y se puede pensar o relajarnos.

Mucho viento siempre puede ser manejado reduciendo trapo pero con la marejada no hay caso.

La ecuación es que a más velocidad, más golpes: detenerse para descansar la resuelve.

Al pairo sea crea una perturbación de la masa de agua a barlovento.

Esta perturbaci√≥n, se conoce como slick (poner algo en ingl√©s siempre da mas credibilidad al texto) aten√ļa enormemente la fuerza de las olas rompientes y crea una zona de agua m√°s plana y el barco se mueve menos.

Para mantenerse dentro de la zona protegida del slick, hay que tratar que el velero avance lo menos posible, para esto hay que aplanar el foque al m√°ximo cazando la escota, para comprobarlo file un poco de foque y vea como la velocidad aumenta.

Usando el tormentín

Con mucho viento es m√°s higi√©nico ¬ępairear¬Ľ con torment√≠n y mayor de capa con el valor agregado de poder alardear en el bar del club que estuvimos capeando, aunque la t√©cnica de ¬ęcapear¬Ľ tambi√©n incluye otros recursos que dependen de m√ļltiples variables.

Tener un tormentín a bordo debería ser una prioridad, sin embargo está postergado por toda una parafernalia de equipos para pedir ayuda determinados como imprescindibles por las autoridades que demuestran su poca comprensión del tema de la navegación a vela.

Para sobrellevar un poco de viento y mar el mejor inventario a bordo es: sentido com√ļn y los recursos de la vieja marina que jam√°s fallan, aun cuando las bater√≠as est√°n agotadas y gratis.

Soltando el fondeo por popa

Si de lastrar el barco y perder nudos se trata, puede soltar en medio del mar, el fondeo por popa. Tratando de no romper nada. Esto nos frenar√° y detendr√° el velero no sin cansaros y agotarnos por el esfuerzo.