Conceptos náuticos: No lo estudies. ¡Entiéndelos!
Valora este artículo para mejorar la calidad de la web.

Una buena manera de aprender la navegación a vela es estudiando los conceptos náuticos. No creo en la memorización de conceptos en general, ni en el estudio hincando codos de la náutica en particular.

Por ejemplo, se ha realizado una metodología del estudio del Inglés mediante la memorización en las escuelas, y así ha ido.

Experiencia náutica

Así que apuesto por el entendimiento de todo, la resolución de dudas y la puesta en práctica en aguas abiertas. Es más, creo firmemente en que la teoría debe darse encima del barco enmedio del mar. O de un lago. Así, los conceptos vuelven realizad y se separan unos de otros. No se amontonan, ya que se unen a experiencias. Por ejemplo: tactos o colores.

En el caso de que aprendamos cual es la diferencia entre una escota y una driza, las podremos experimentar in situ. Y a una le pondremos el color rojo y a la otra el color azul.

Si el abatimiento supone un problema para la navegación, en caso de que no lo hagamos a drede, pues ¿por qué no comenzar a abatir con todo el mundo en cima de barco para ver cómo se comporta todo y dónde acabamos con nuestro velero?

Los siguientes conceptos los iremos viendo sobre la marcha, pero es bueno que entendamos que debemos aprender mucho. Que el camino es largo pero debemos unirlo a la experiencia. No vale con solo leer y leer. Toneladas de texto. Hay que salir al mar. Lo recomendable será salir muchas veces durante poco tiempo. Es mejor porque cada día las condiciones en las cuales practicamos este deporte; nuestro deporte favorito; serán diferentes.

Nos moveremos en un ambiente hostil. La navegación a vela es incómoda porque no podemos controlar lo que nos rodea per ola experiencia es positiva. Y si decidimos salir a navegar con nuestro buque dos veces a la semana es mejor que una. Habremos repetido todo el flujo de trabajo y las condiciones climáticas serán diferentes.

Con el tiempo, el bagaje que tengamos estará levantado sobre imputs emocionales. Y esto hará que los olvidemos con mucha dificultad. En conclusión, aprenderemos el doble.

Veamos un par de conceptos marítimos para que nos vayan sonando… pero sin estrés. Puede que las relacionemos con experiencias similares a las descritas. ¡Buen viento!

Conceptos náuticos

  • Abatimiento: El barco se me va de lado.
  • A la deriva: No tengo el control.
  • Amarra: Debo atar mi velero.
  • Balizamiento: Las curvas donde voltear.
  • Bañera: Lugar de atrás donde nos sentamos.
  • Barco ardiente: Se me emproa y todo flamea.
  • Barco blando: Se me empopa.
  • Bocina de niebla: Oigo ruidos y no veo nada.
  • Buque: ¿A motor o a vela?
  • Cabo: Cuerda del mar.
  • Cambiar de amura: Girar.
  • Cambiar la botavara de banda: Giramos totalmente.
  • Cambiar una vela: El viento ha cambiado.
  • Cartas: No sé dónde ir.
  • Colocación de la vela: Voy lento.
  • Conducta del barco al viento: ¿Llevo bien las velas?
  • Cornamusa: Donde atar.
  • Costa a sotavento: Debo alejarme.
  • Chaleco salvavidas: Flotar.
  • Chinchorro: Bote salvavidas.
  • Defensa: Golpes.
  • Deriva: Donde acabaré.
  • Desplazamiento: Por dónde.
  • Dormir en el mar: Debo buscar la cómodidad.
  • Embarcación a propulsión: Fin de un problema.
  • Equilibrio de la vela y el casco: Eficiencia. Fin de los ruidos.
  • Equipo de emergencia: Puntos en la piel.
  • Escora: Se tumba.
  • Escota: Tirar.
  • Fondear: Primero miro el fondo arenoso.
  • Forma del casco: Comodidad.
  • Hélice: Ojo que derrapo.
  • Hombre al agua: Debo mirarlo.
  • Inundación: Grifos.
  • Lanzar una guía: No mojarme.
  • Lastre: Llego tarde.
  • Maniobra a vela: Motor roto.
  • Maniobra a motor: Mucho viento.
  • Marea: ¿Qué medía mi orza?
  • Motor auxiliar: Necesito hielo para mi nevera.
  • Muerto: Seguridad.
  • Navegación nocturna: Fondo del mar.
  • Niebla: Antena reflectante.
  • Planeando el viaje: …y la méteo.
  • Practica: Muchas y cortas.
  • Preparativos para el crucero: Si pesa poco.
  • Puertos deportivos: Si son baratos.
  • Reducir la superficie vélica: Si escoramos demasiado.
  • Reflector radar: Niebla.
  • Rescate: ¿Mi estaba operativa?
  • Ropa: De sobras.
  • Salto de viento: Rachas.
  • Seguridad sobre cubierta: Suelas de goma blanca.
  • Señal de socorro: Banderas de repuesto.
  • Tripulante: Así delego tareas.
  • Viento fuerte: Aprendo más.
  • Virada por avante: Ya llego.
  • Virada por redondo: Ojo con la botavara.